Todo lo que diga es poco. Ya ha salvado la vida de mi esposa y la mía